Avisar de contenido inadecuado

Militares denuncian dictadura cocalera

{
}

 TAGS:undefinedSEÑORES DE LA PRENSA DE BOLIVIA.
POR EL RESPETO A LA INSTITUCIONALIDAD DE NUESTRAS FF.AA

En mi condición de miembro del Ejército de Bolivia y en representación de mis camaradas subalternos, quiero hacer conocer a la opinión pública de Bolivia, la situación preocupante y de sumisión extrema a la que está siendo sometida mi institución.

Comprenderá la opinión pública que no puedo identificarme por el momento pero con seguridad lo haré en su debida oportunidad. Digo no puedo identificarme por ahora, no por las represalias al interior de mi institución, sino, por la represalia y persecución que podría iniciar el gobierno contra mi familia y mi persona.

Cuando uno hace un recuento de lo que sucede al interior de la institución que nos formó, uno ve con profundo dolor y desesperación lo que sucede hoy. En Colegio Militar y la Escuela de sargentos fuimos formados en valores que si bien no reflejaban los mismos valores que pregona hoy el Estado, pues nos fijaban y enmarcaban un accionar decente y honorable.

Hoy, el Estado esgrime una veintena de valores para el pueblo boliviano que ni sus mismos redactores los entienden, que el Ejército no los ha incorporado en sus filas pues sencillamente porque tiene fines revanchistas y segregadores de los unos en detrimento de los otros y que difieren substancialmente de los sustentados hoy por el Ejército.

Líneas arriba señalo que veo con profundo dolor y desesperación la situación de mi institución. Digo dolor por cuanto es lacerante ver lo que sucede con la disciplina y la subordinación y lo peor, con la imposibilidad de no poder hacer algo para remediarla. Digo desesperación, porque de un tiempo atrás para hoy, no se ve en los mandos militares una posibilidad mínima de representatividad institucional ante este estado de cosas.

El artículo 245 de la CPE establece que las Fuerzas Armadas no realizan acción política, sin embargo sus autoridades no solo realizan acción política sino, que realizan acción político partidista que es lo más grave y altamente peligroso en un estado de derecho.
El precio de ser Comandante de Ejército o Comandante en Jefe de las Fuerzas Armadas está ligado a una obediencia y sumisión ciega y absoluta al poder político imperante en el momento, es decir al partico político MAS-IPSP. Para una mejor comprensión se ilustra en el cuadro cual es el precio que se debe pagar y recorrido que se debe hacer para llegar a estos cargos:

(VER CUADRO INICIAL)

 

Como podrá observarse en el presente cuadro, el precio para poder ser comandante del colegio militar del Ejército, es haber estado antes en el Chapare de Comandante de la Novena División. Pero esto no termina aquí, en el Chapare cada año se lleva a cabo un curso en la Novena División de preparación de jóvenes y señoritas para su ingreso al Colegio Militar. Es decir, se los prepara para las pruebas de admisión a los institutos militares que curiosamente casi todos aprueban con algunas excepciones. Si sacamos un promedio de los últimos 10 años, anualmente se tiene un promedio de 12 postulantes ingresados al colegio militar lo que significa un total de 120 subtenientes del Chapare ya egresados.

Solo como referencia, el alcalde de Villa Tunari Asterio Romero, tiene a sus 2 hijos oficiales del Ejército.

“El pueblo no es tonto, el pueblo es sabio”, esas son las palabras del Presidente Morales. Pues el presidente tiene toda la razón, de verdad que el pueblo no es tonto para no darse cuenta los condicionamientos a los que son sometidos los futuros comandantes del Ejército en el Chapare.

Nadie se opone a que ingresen jóvenes del Chapare o de otras regiones al colegio militar, pero lo que no es correcto es que se permita el ingreso con estas facilidades y casi por cupos presionados por las autoridades del Chapare.

El cuadro también nos muestra el circuito que se sigue para llegar a ser Comandante del Ejército. Estar de Comandante de la Novena División del Ejército en el Chapare para luego ser destinado al Colegio Militar y de ahí a la Jefatura del Estado Mayor y posteriormente al Comando del Ejército.

Señores de la prensa, esta injerencia política y sumisión a las autoridades regionales, sindicales, cocaleras es la que está corroyendo la cimiente de la institución fundamental de la Patria como es el Ejército. El Ejército en cualquier país del mundo es una institución de Estado, no de gobierno, por cuanto los intereses que preservan y garantizan son del pueblo en general y no así del gobierno de turno. (Excepto Venezuela y Cuba que son ejércitos eminentemente políticos y partidistas del partido político gobernante).

El Ejército por mandato constitucional no realiza acción política alguna ni es partidista, pero en los hechos está más perforada e infectada por el partidismo político del MAS.
En la presente gestión, el 11 de diciembre se posesionó al nuevo alto mando militar a la cabeza del General Kaliman como Comandante del Ejército. Lo extraño y llamativo de este cambio es que no fue Comandante de la Novena División ni del Colegio Militar y ahora es Comandante del Ejército. Pero donde está la relación con el presidente Morales? El General Kaliman fue comandante de la Fuerza de tarea Conjunta en el Chapare.

El año 2017 fue nombrado como Inspector del Ejército cargo que no le correspondía porque en antigüedad estaba detrás del General Ramiro Mojica que debió ser designado en el cargo. Fue designado como Inspector por orden expresa del presidente Morales, ocurriendo lo mismo este 11 de diciembre que el presidente Morales lo designa como Comandante del Ejército cuando no le correspondía por ningún motivo, sobrepasando a 2 señores Generales como son el General Wilson Colodro (Primero de curso) y Ramiro Mojica (segundo de curso).

Seguramente todos se preguntarán cual es la relación tan poderosa entre el General Kaliman y el presidente Morales para que contra toda lógica y análisis sea nombrado primero como Inspector y luego como Comandante del Ejército.

Por qué el presidente Morales se las jugó abiertamente por Kaliman a sabiendas que le iban a llover críticas y descontentos en el Ejército y pese a todo se las jugó por Kaliman? Que es lo que sabe Kaliman del presidente Morales y le chantajea con eso las veces que quiere al presidente Morales? Cuál es el poder de Kaliman para imponerse hasta al presidente? Es un secreto que solo los dos lo saben, y mientras tanto, Kaliman hará lo que le dé la gana y el presidente seguirá acatando los chantajes de Kaliman. Lo que si es cierto, que la respuesta al chantaje está en las profundidades de la selva chapareña.

El mismo cuadro nos muestra el caso del General Mendieta que cuando se encontraba de comandante de la escuela de cóndores fue responsable de la muerte del subteniente Jhon Cliver Yucra Herrera, el Sargento Elmo Ayala Peralta y el sargento Miguel Angel Peñaranda Ordoñez y de las heridas de una quincena de sargentos y oficiales que hasta hoy sufren las consecuencias de su irresponsabilidad y negligencia. Tres familias que hasta el día de hoy claman justicia y castigo para sus responsables, tres familias que hasta el día de hoy no encuentran el consuelo ni la paz en sus vidas, porque sus autores
jamás asumieron su responsabilidad y peor aún se deshicieron del problema con su olvido y su no importismo.

Al año siguiente este General fue premiado como jefe de edecanes del Presidente Morales. Así, con las manos manchadas en sangre asumió la seguridad del Presidente.

Dos años después, en febrero del 2011, fallecía el Sub Teniente Grover Poma Guanto en Sanandita, pero esta vez por la falta de control y una pésima programación de la instrucción militar. Como siempre la cuerda se rompió por la parte más débil. Más de 10 subtenientes fueron encarcelados y acusados de asesinato por esta muerte. El comandante de la Escuela de Cóndores, hoy General Ivan Inchauste – Comandante del Colegio Militar se constituyó en el acusador de los subtenientes e hizo que fueran condenados 3 sub Tenientes hoy por homicidio. A la fecha se encuentran cumpliendo sus condenas de 8 años en la cárcel de El Palmar de Yacuiba. El comandante y acusador, bien gracias, de comandante del colegio militar. Como todo oficial protegido por el sistema, fue ascendido a Coronel como primero de curso, salió de agregado militar al Ecuador, de ahí fue aleccionado y condicionado como comandante de la Novena División en Chapare para este año pasar a comandante del colegio militar.

Hay cuatro familias destrozadas por la irresponsabilidad de este acusador y verdugo de sus subalternos. Hay tres familias que lloran por sus hijos en la cárcel y hay una familia destrozada por la muerte de su hijo. El comandante de los cuatro oficiales, bien gracias, gozando de la libertad arrebatada a sus sub Tenientes.

El General Inchauste el año 2013 estando de segundo comandante del colegio militar fue relevado de su cargo por la imputación formal en su contra por la justicia ordinaria. Para salvarse del problema, hizo la jugada magistral de su vida, se constituyó en parte acusador dentro el proceso y se querelló como parte civil contra sus propios camaradas. Le surtió su jugada, los encarceló a sus camaradas, otros dirían a sus hijos, pero él se libró. El reglamento militar es claro al respecto que el que ha sido relevado de su cargo de comandante o segundo comandante, no podrá ascender al grado de General, pero ahora resulta lo contrario, está ascendiendo y lo peor, de primero
de curso. Pero eso no es todo. Ha sido designado como comandante del primer instituto militar donde se educa y forma a los futuros líderes militares del país, donde se los forma en valores de honor, honestidad, camaradería, lealtad. Este señor fue desleal con sus subalternos, traicionó los valores éticos de su institución, violó los principios morales de liderazgo y camaradería y ahora será el formador de las futuras generaciones. Qué cinismo y repugnancia causa esta intromisión política.

Señores Presidente asígnenos mandos militares de militares y no de políticos. No nos manosee más. Respete la jerarquía militar. Usted no es militar, es un civil. Si no conoce la antigüedad en el Ejército, pregúntenos y le vamos a asesorar, pero ya no queremos a políticos en los mandos militares como el General Gonzalo Duran o el General Luis Ariñez Bazan que cínica y desvergonzadamente están jurando con el brazo levantado de embajadores a la semana de haber dejado el cargo de comandante en Jefe.

Ya no queremos cobardes que se escuden en la multitud como el actual mando que el día de su proclamación en Cochabamba estaba con lentes oscuros y gorras para que el pueblo no les reconozca. Por lo menos el general De la Barra tuvo el valor de dar la cara y aceptar su militancia, pero mis militares cobardes se camuflaron hábilmente en la muchedumbre, cobardes y sinvergüenzas.

No queremos más a kalimanes extorsionadores y racistas.

Señores de la prensa, este el hartazgo y hastío en la boca de cada soldado del Ejército ha llegado a un extremo que no se puede callar más.

No hay forma de expresarnos y hacer conocer nuestra voz si no es por este medio. El presidente Morales debe escuchar y bajar a los subalternos para enterarse de la bronca contenida por este manoseo político de sus huestes y por la falta de representatividad en la que nos encontramos.

Presidente Morales, hemos aguantado sus imposiciones como el cambio de nuestros lemas, de nuestros símbolos militares con la imposición de la wiphala, le hemos hecho un himno personal para alimentar su ego personal; hemos amarrado sus huatos cuando ha querido; hemos callado la boca la vez del desconocimiento de los resultados del 21 de febrero; hemos callado la boca en su re postulación eterna; hemos aceptado callados a los mandos político- militares que nos ha impuesto; hemos aguantado la intromisión de sus huestes
cocaleras en las designaciones y decisiones militares, pero le recordamos una sola cosa, no le aceptaremos que mate nuestra moral y patriotismo. Cuidado con la ira del soldado presidente. Somos una institución de Estado, no de partido.

Hemos aceptado que nos quite nuestras propiedades incluso privadas de los oficiales como es del círculo de oficiales, hemos aceptado de callados que nos quite el megacenter para entregarlo a sus partidarios del ministerio de economía.

La fuerza naval ha hecho perder más dinero al Estado que el Ejército en las barcazas chinas, pero usted no les ha quitado nada. La Fuerza Aérea ha comprado aviones chinos que ahora son chatarra en El Alto, pero usted no ha dicho nada, se ha malgastado el triple del monto del investido en el Ejército, pero usted no ha dicho nada. Pero a los que les sirven como perros callados les ha quitado todo.

En el nuevo código del sistema penal, está haciendo desaparecer prácticamente la justicia militar. Todos los países tiene su justicia militar inclusive el Paraguay que por su constitución ha proscrito la guerra, pero usted de un plumazo lo ha borrado la justicia militar. DEBE DEROGAR TODO EL CODIGO SI QUIERE UN MINIMO DE RESPETO PRESIDENTE. No se meta con el Ejército

Usted sigue siendo un dirigente de las seis federaciones de cocaleros, haga lo que le dé la gana con ellos, pero no se meta con los militares del Ejército.

Señor Presidente respete las Fuerzas Armadas, no pisotee su institucionalidad y respétenos para que usted sea respetado.

HONOR Y GLORIA A LAS FF.AA.

{
}
{
}

Comentarios Militares denuncian dictadura cocalera

Me interesa seguir recibiendo esta info. Gracias.
daniel baleiron daniel baleiron 23/01/2018 a las 14:12
Al fin una voz militar surge derrepente para denunciar lo que todo el pueblo consciente Sabe: El Manoseo descarado de este gobierno de corruptos a las instituciones de la PATRIA, especialmente a las FFAA y la policía, convirtiéndolas en el brazo armado y ejecutor de órdenes con fines de acallar al pueblo que los detesta. Ni hay un solo ciudadano que ame la libertad y la justicia que no clame por el fin de esta narcoductadura.
Hector Montero Hector Montero 23/01/2018 a las 15:22
Siempre me pregunté que pasaba con los militares, están muy callados y tolerantes con lo que está pasando en el país. Ahora entiendo que también están sometidos. Quieren convertirlo en parte de la oligarquía cocalera. Espero que los militares de base y oficiales reaccionen antes que sea muy tarde. Este gobierno narco cocalero está sostenido por las fuerzas armadas.
bergman bergman 23/01/2018 a las 18:37
Hace bien y da esperanza saber que algo queda de honor en el ejército de la amada República de Bolivia. Gracias por manifestarse.
Sonia Sonia 23/01/2018 a las 21:34
Puras mentiras, no hay verdad en quien habla de otro. Simplemente palabras con mucho veneno, quiere cambiar el país pues empieza por UNO MISMO, cómo alguien que vive viendo la vida de otros puede hacer un cambio, NO PUEDE, todo lo contrario DIVIDE.
Anton Anton 24/01/2018 a las 00:07
Tu comentario Es hora que Nuestras Fuerzas Armadas levanten la voz ante tanta canallada . Si no lo hacen tendremos gente no Boliviana comandando nuestro ejército quizás. ya lo están haciendo. No es posible tanta humillación
Oscar Oscar 24/01/2018 a las 01:58
Es una Denuncia que rebela el sentir de muchos buenos militares que aman a su patria, es hora de no seguir en silencio en calidad de cómplices de la destrucción de Bolivia, destrucción del futuro de sus hijos y familias. Necesitamos de hombres fuertes y valerosos y no de sirvientes desvergonsados que se ocupan de amarrar guatos. Que viva Bolivia unida.
Julieta Julieta 24/01/2018 a las 02:31
Bolivia un país gobernado por gente ciega. Y un pueblo ciego que no encuentra solución y como no encuentra respuesta a esta mala gobernación, hacen lo único que saben hacer mejor, y no hay mejor ejemplo que este. CREER TODO LO QUE DICEN, cuando ni por casualidad verificaron la veracidad de este comentario.
David David 24/01/2018 a las 18:18
Felicito a la.persona q escribió este artículo.viva los militares como el q escribió este artículo.Ojalá el presidente haga lo q quiera con los narcos en el chaparrón.pero q dejé en paz a las FFAA.
Mario Sánchez castrillo Mario Sánchez castrillo 24/01/2018 a las 18:57
Me gusta
Zulia ergueta Zulia ergueta 25/01/2018 a las 08:46
ES NECESARIO SEÑORES QUE COMO MILITARES DE DE UNA VEZ TOMEMOS LAS RIENDAS DE NUESTRA AMADA INSTITUCIÓN, NO PERMITAMOS MAS QUE NO SIGAN USANDO COMO SU SEGURIDAD PRIVADA Y QUE NO SEAMOS MAS UNOS SERVILES DEL GOBIERNO
POR QUE NOSOTROS NOS DEBEMOS A LA PATRIA NOP A SUS GOBERNANTES
¡NO SOMOS IZQUIERDA, NO SOMOS DERECHA , SOMOS LAS FF.AA. CARAJO......!!!!!!!!
ALEX ALEX 27/01/2018 a las 17:55
Sin ser militar me sigue doliendo el pelotazo a la guardia presidencial en El Alto ....ahi se ve el nivel de poder de Evo esto ya es Cuba o Venezuela
Manuel Manuel 05/02/2018 a las 13:32
Ya era hora que haya un militar con dignidad, todo el pueblo Boliviano tiene esperanza en Uds. No puede ser que nos dejen huerfanos porque les pagan más o porque los amenazan, tienen que unirse los que tienen honor y salvar a Bolivia, el pueblo y Dios los bendecirá
NININ NININ 06/02/2018 a las 05:13
A los milicos basta corromperlos con plata y listo. ejemplo de venezuela es clarisimo. es obvio que algun descontento hay...pero no podran hacer nada contra la poderosa piramide de poder castro-comunista. si hasta zapatero apoya a estos, figurence otros tipillos.
Gabriel Gabriel 23/02/2018 a las 10:55

Deja tu comentario Militares denuncian dictadura cocalera

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre

Los comentarios de este blog están moderados. Es posible que éstos no se publiquen hasta que hayan sido aprobados por el autor del blog.