Avisar de contenido inadecuado

Exportación de nacionalizaciones

{
}

Economía de palabras

 

Exportación de intangibles

 

Humberto Vacaflor Ganam

 

El presidente Evo Morales ha tenido una idea muy interesante en los últimos días. Dijo que él podría dar lecciones sobre cómo nacionalizar empresas privadas a Barack Obama y a los presidentes del África.

Estaríamos, por primera vez, incursionando en la exportación de intangibles, algo que hacen solamente los países más desarrollados. Exportaríamos el software de las nacionalizaciones, previamente patentado, por supuesto.

El hecho de que haya aludido sólo a presidentes de la raza negra no tiene que ser tomado como signo de un complejo de superioridad, ni algún prejuicio racial.

De todos modos, para que los países africanos no se perjudiquen, el programa de enseñanza que propone el presidente Morales tendría que incluir un post grado, con acento en la administración de las empresas estatizadas.

Es decir que si, por ejemplo, Qatar quisiera seguir los pasos de la revolución indígena boliviana, con acentos bolivarianos, el  plan de estudios tendría que ser diseñado para que no desemboque en un desastre de la industria petrolera.

Tomando en cuenta ese riesgo, el plan de estudios tendría que comprender un post grado que despeje todos los peligros de una mala gestión empresarial.

No vaya a ser que Qatar, uno de los más grandes exportadores de gas natural en de este momento, termine como Bolivia ahora, importando gasolina, gas de garrafa, diesel y otros combustibles y lubricantes.

En vista de que se supone que la predisposición del presidente Morales está inspirada en la solidaridad, el curso de post grado debería descartar todos los métodos aplicados en Bolivia tras la nacionalización.

Ahí se podría contar con el apoyo de Malasia y Brasil. Los malayos podrían enseñar a Obama y los africanos cómo se manejan empresas estatales, a fin de que su mala administración no las lleve al desastre.

Petronás y Petrobrás enseñarían cómo, después de la estatización, deben ser hechas las cosas.

Para comenzar, el programa de post grado incluiría la recomendación de que jamás se ponga a la cabeza de las empresas a personas ajenas a la actividad. Los maestros rurales, por ejemplo, estarían descartados.

El criterio global sería que las empresas nacionalizadas sean manejadas por gente apta, elegida mediante concurso de méritos. Ni la raza ni la militancia política, ni la manera cómo cantan el himno, tendría que servir como referente.

En fin, que el curso ofrecido por el presidente Morales podría servir como el vestibular, para luego entrar en materia. Y, ya que estamos, los líderes del glorioso cambio boliviano también podrían aprovechar y hacer el post grado.

 


--
Humberto Vacaflor
Sonora de Comunicaciones S.R.L.

{
}
{
}

Deja tu comentario Exportación de nacionalizaciones

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre

Los comentarios de este blog están moderados. Es posible que éstos no se publiquen hasta que hayan sido aprobados por el autor del blog.