Avisar de contenido inadecuado

El caudillo y el poder

{
}

Economía de palabras


La magia del poder


Humberto Vacaflor Ganam


Ahora más que nunca se puede observar que, de veras, el poder político tiene la capacidad de producir tales cambios en las personas que resulta difícil reconocerlas.

Que las mujeres del movimiento feminista, tan expresivas últimamente, se hayan callado ante la orden que dio el presidente Evo Morales a sus valerosos cocaleros de lanzarse a ejercer la seducción masiva del “sexo débil” en el TIPNIS, es algo preocupante.

En cambio, lo que se ha escuchado sobre este tema es el mensaje de las Bartolinas: el líder de los pueblos originarios del planeta no tiene por qué disculparse por haber dado esa orden. Es decir que si las chicas del TIPNIS son seducidas por los vigorosos cocaleros, pues que se las arreglen. Nadie vendrá a socorrerlas, suponiendo que lo desearan.

Es tan grande la seducción del poder que algunos expresidentes llegaron a olvidar que el actual líder indiscutido de los pueblos los llamó en cierto momento “sindicato de corruptos confesos”, y luego aceptaron reunirse con él. Después, él volvió a despreciarlos, como correspondía que hiciera.¿Es tan grande el encanto del poder? 

Hay personas que no han nacido ahora en la política pero que repiten, como máquinas tragamonedas, las consignas sobre la carretera que debe destruir las tierras de los TIPNIS.

El ministro Carlos Romero, antes muy defensor de los indígenas, ahora quiere estafarlos con la propuesta de que habrá una consulta "previa" que no podrá cambiar nada en el proyecto de la carretera que destruirá el parque nacional.

Ni siquiera saben cuál es la orden precisa, si hacer de todos modos la carretera o primero dialogar con los indígenas. No entienden si se va a cumplir o no la constitución: lo que saben es que deben repetir la palabra del caudillo.

Si la palabra del caudillo es confusa, o medio cambiante, igual la obedecen. Caminan a tientas, pero la obedecen. Por momentos da la impresión de que el caudillo se divirtiera cambiando de criterio sobre diferentes temas, para ver cómo se las arreglan sus seguidores para explicar sus contradicciones.

¿Es tan grande el pago que reciben o que esperan recibir que son capaces de olvidar sus principios? Es un espectáculo ver esta demostración de poder, por un lado, y de sumisión, por otro.

 
{
}
{
}

Comentarios El caudillo y el poder

SR. VACAFLOR, PERSONALMENTE NO ESTOY DE ACUERDO CON ALGUNAS DE SUS IDEAS, PERO ADMIRO LA PROFUNDIDAD DE LA COMPRENSIÓN QUE USTED TIENE DE LA REALIDAD NACIONAL ACTUAL, Y LA VALENTÍA CON QUE USTED EXPRESA SUS IDEAS EN TIEMPOS EN QUE DECIR LO QUE PENSAMOS SE HA VUELTO MUY RIESGOSO.
FELIX FELIX 26/08/2011 a las 18:36
Minero, 26 de agosto de 2011.-
Sr. Humberto Vacaflor

vacaflor.obolog.com
Al saludarlo cordialmente deseándole éxito en las actividades intelectuales que realiza me dirijo a Ud. para compartir algunos conceptos que, a mi parecer, debieran merecer su consideración y análisis dada la coyuntura que hoy nos agobia a los que fuimos excluidos del “proceso de cambio” que lleva adelante el Movimiento al Socialismo y cuyos errores y desaciertos están a punto de echar por la borda la histórica victoria conseguida por el compañero Evo Morales Ayma.
Porque usted, señor Vacaflor, nunca podría estar de acuerdo con lascosasquehoynospasan,ycómo los bolivianos somos arrastrados sistemática yprogresivamentehaciaunsistemade gobierno de impredecibles consecuencias pero que, tal cual se van dando los sucesos, no es difícil imaginar lo que nos depara a quienes nuestra única aspiración es vivir con dignidad y cumplir hasta donde sea posible nuestra misión en la Tierra.
Y en esto creo interpretar el sentimiento de todos los compatriotas bolivianos a los que se nos niega la oportunidad de salir adelante.
El gobiernonoscomplicalavidaimponiéndonos leyes y decretos en el nombre de una fantasía a la que denominan “Revolución democrática y cultural” queno es otra cosa queuncamuflaje para desmontar el sistema neoliberal (la toma del poder absoluto), mientras la corrupción se campea en todas las instituciones del Estado, la expansión del narcotráfico y la delincuencia, el nepotismo descarado en las alcaldías manejadas por el MAS-IPSP –como los casos ya demostrados en Minero– y el despilfarro del erario nacional. Gastan millones de dólares en una “Conferencia Contra el Cambio Climático” en Tiquipaya, discursos altisonantes enlaONUcontraelcalentamientodelplaneta,peroenBoliviasesigue aplicando el modelo extractivista en la explotación de nuestros recursos naturales y ahora están a punto de destruir el Parque Nacional Isiboro Sécure (el Tipnis) con la construcción de una carretera en nombre del “desarrollo”. Se dicen defensores de los indígenas pero no se dan cuenta, o no les importa, que con ese proyecto destruyen también el ecosistema de las etnias que viven en esa reserva natural, destruirán la fauna, la flora, o sea, otra herida en el pulmón de Sudamérica. Sin mencionar el peligro de que la zona sea invadida por miles de cocaleros.
Los que se quejaban de los “500 años” y los que hoy quieren “descolonizarnos”. He ahí los supuestos defensores de la Madre Tierra.Si usted pudo ver la película Avatar entenderá las similitudes.
Yeneseaspectolostecnócratas del MAS-IPSP se parecen nomás a los monstruos depredadores de las transnacionales de los años 90. No les importa destruirla Naturalezapara lograr sus objetivos de acumulación de riqueza y poder.
Peroparaanotarcadaunodelos sinsentidosy paradojas de un régimen con fachada de “democracia” pero de naturaleza fascista, haría falta un libro entero.
De loque nos referiremos es sobre las elecciones del Poder Judicial a las que los bolivianos somos empujados dizque para “cambiar” la justicia. Realmente nos indigna la forma tramposa con que el oficialismo ha llevado a cabo el proceso con el único afán de hacer elegir a magistrados que cuando asuman sus cargos seguramente lo harán con el puño izquierdo en alto.Me pregunto,si el objetivo del MAS-IPSP era imponer a cualquier precio a sus candidatos en el Poder Judicial, ¿para qué gastar 125 millones de bolivianos en esta nueva farsa electoral? Hubiera sido más rentable para el Estado que solamente utilizaran sus 2/3 en el Congreso y punto. Es una elección absolutamente ilegal e ilegítima porque las listas de candidatos fueron avaladas por un solo partido político, el MAS. Y la ilegalidad del proceso es tal que hasta el Movimiento Sin Miedo –uno de los aliados del MAS en el Congreso– está convocando a votar NO.
Soy un pensador libre, sin embargo, hay que reconocer nomás la sapiencia de los que aplicaron el formato en los años 90 para conformar algunas entidades en el marco de la institucionalización del Estado. Personalidades notables del país fueron elegidas mediante 2/3 con el aval de todos los partidos políticos y los óptimos resultados de ese mecanismo se vieron sobre todo enla CorteNacionalElectoral y el Tribunal Constitucional en el decenio anterior a 2006. Se habían convertido en instituciones creíbles.
Pero ahora qué se puede esperar cuando vemos que el presidente del Tribunal Supremo Electoral llega al cargo jurando con el puño en alto y ha avalado esas listas de candidatos que, como dijimos, están totalmente amañadas y viciadas de nulidad. Y ahí tenemos la nueva papeleta electoral, que no es otra cosa que un crucigrama con las fotografías de 118 candidatos que nadie conoce.
La “nueva justicia” será, entonces, un Poder Judicial sometido al MAS.
Sin embargo, con un Tribunal Constitucional descabezado como está, no hay manera de interponer un recurso de nulidad contra tamaña ilegalidad.
El pueblosesienteimpotenteantetantahipocresía política. Definitivamente algo salió mal durante laconcepciónde este “proceso de cambio”. De otra manera no se entiende esta larga serie de incoherencias, contradicciones e irracionalidades.
Racional hubiera sido que el MAS empleara los 2/3 que posee en el Congreso en políticas de gobierno que ayuden a mejorar la vida de la gente, porque si usted observa objetivamente la realidad actual se dará cuenta de que, con excepción del Bono “Juancito Pinto”, nada ha cambiado en Bolivia, los ricos se hacen más ricos y los pobres somos cada vez más pobres (igual que en la época del neoliberalismo), en un proceso irreversible, mientras una cúpula de charlatanes y comerciantes de la política se farrea la riqueza haciendo flamear la wiphala en sus vagonetas de lujo, se hacen llamar “revolucionarios” pero ponen a sus hijos en colegios de ricos, una cúpula localquedespilfarra los recursos de nuestro municipio sin ningún escrúpulo, un comerciante de la política como el oficial mayor que ha convertido a la Alcaldía de Minero en la más burocrática y caótica del país y que además es el culpable de la división interna del MAS-IPSP en Minero y hoy lo está llevando hacia una nueva derrota electoral, o ese concejal que piensa que es honesto porque camina de abarcas, pero que sin embargo hoy lo vemos cohabitando con los actores de las maquinarias chatarras, y sin vergüenza alguna el 18 de abril se dio el lujo de vetar la aplicación del Art. 144 dela Ley de Autonomías en Minero, y no hay un maldito fiscal que venga y lo ponga en su lugar por incumplimiento de deberes.
En resumidas cuentas, elegir a los magistrados en las urnas es lo más absurdo. Personalmenteno creo que la justicia vaya a cambiar en Bolivia, porque siempre habrá jueces que se vendan al mejor postor, jueces que prostituyen la justicia y jueces que se exhiben con quinceañeras, así como no creo que esta “Revolución democrática y cultural”nos llevea otracosaque no sea a otra Venezuela o a otra Cuba. Persecuciones políticas a la orden del día, copamiento de las instituciones del Estado, eliminación gradual de la prensa libre con leyes tramposas comola Leyde Telecomunicaciones yla LeyAntirracismo, igual que enlospaísesdelALBA,elmismomecanismode alienación, los mismos métodos de acumulación de poder, la misma doctrina totalitarista con máscara de democracia.
Como pensador libre he combatido al neoliberalismo depredador, mas quizás usted coincida en que nos fue mejor en el gobierno de Jaime Paz Zamora y en la primera gestión de Sánchez de Lozada, tiempo en que nos tocó vivir épocas de estabilidad económicaeinstitucionalizacióndelEstado.En18añosel dólar subió de3 a8 bolivianos, pero el almuerzo popular se mantuvo siempre en Bs 6, hasta que llegó el régimenmasista y lo jodió todo, pues de qué sirve que el dólar haya bajado de8 a7 bolivianos si en solo un año el almuerzo subió de6 a12 bolivianos,haciendo que sea cada vez más difícil que los pobres podamos satisfacer esta necesidad básica, de qué me sirve lanacionalización de los hidrocarburos si no puedo tener un empleo digno,igual que otros miles de compatriotas bolivianos.
Por estas razones, señor Vacaflor, resulta difícil no sentirnos identificados con todas aquellas personas comunes y corrientes que irán a votar solamente para evitar las multas y sanciones peroque,envistade todo lo señalado, han decidido botar a la basura la papeleta electoral.
La pregunta es qué harán aquellos emenerristas que hoy conforman alianzas prostitutas con el Movimiento al Socialismo en municipios como Minero, toda vez que el Comando del MNR ha instruido votar NO en las elecciones judiciales. Y si un concejal (o alcalde) vota NO, ¿sería ético y moral seguir cogobernando con el MAS-IPSP?
Yo, por mi parte, cumplo mi deber haciendo oír mi voz frente a esta farsa democrática.
Atte.
Félix Cardozo García
Periodista libre
FELIX FELIX 26/08/2011 a las 19:06

Deja tu comentario El caudillo y el poder

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre

Los comentarios de este blog están moderados. Es posible que éstos no se publiquen hasta que hayan sido aprobados por el autor del blog.