Avisar de contenido inadecuado

Cabecita de novia, de todo te olvidas

{
}

Economía de palabras

Cabecita de novia...

Humberto Vacaflor Ganam

 

Mi pelea para que se expulse a la Enron de Bolivia, durante el gobierno de Sánchez de Lozada, me costó insultos del propio presidente, de sus ayudantes, como Henry Oporto y otros, mientras el cocalero estaba concentrado solamente en combatir a los erradicadores.

Y ahora resulta que el gobierno del primer presidente indígena, líder de los pueblos “originarias”, el que recuperó las riquezas naturales para los bolivianos, olvidó nacionalizar YPFB-Transportes, es decir la empresa que se ocupa de lo que hacía la Enron.

La empresa norteamericana que hizo la más grande estafa del siglo en el mundo estuvo de socia de todos los bolivianos, como decía la propaganda de la capitalización, y ahora no se sabe si sigue como dueña del sistema de ductos de Bolivia. ¡No puede ser!

Esto se descubrió, de manera casual, cuando la fiscalía anticorrupción dijo que no se podía enjuiciar a un dirigente sindical de esa empresa, porque, sencillamente, YPFB Transporte no fue nacionalizada y no figura como bien del Estado boliviano. 

Algo parecido ocurrió hace pocos meses con Air BP, de propiedad de British Petroleum, que fue rebautizada como YPFB Aviación, pero que no había sido nacionalizada por algún descuido de los gobernantes del “proceso de cambio”.

De todo te olvidas, cabecita de novia.

• Se comprometió a exportar 30 millones de m3/d a Brasil y 20 millones m3/d a Argentina, olvidando que de esa manera la sobreexplotación de los campos productores iba a agotarlos muy rápido.
• Y había olvidado que para reemplazar los campos descubiertos por anteriores gobiernos era preciso crear condiciones para la llegada de inversiones.
• Hizo propaganda de su “nacionalización” del petróleo olvidando que sólo había sido un cambio de contratos con las petroleras, pero las insultó tanto que ellas decidieron no invertir.
• Invirtió, hasta ahora, US$ 953 millones en Bulo Bulo para exportar urea olvidando que no tiene sistema de transporte y que las fronteras están muy lejos.
• Invirtió US$ 700 millones en Yacuiba para una planta separadora, olvidando que el gas se está agotando, y ahora esa planta está parada por falta de gas.
• Pagó US$ 300 millones por una planta similar en Río Grande olvidando que Santos Ramírez la había hecho cotizar en solamente US$ 60 millones.
• Pagó US$ 50 millones en un ingenio de estaño en Huanuni olvidando que la producción de mineral es insuficiente y que no hay agua para que funcione la maquinaria.
Y muchas cosas más, cabecita de novia, de todo te olvidas.

Vacaflor.obolog.com

{
}
{
}

Deja tu comentario Cabecita de novia, de todo te olvidas

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre

Los comentarios de este blog están moderados. Es posible que éstos no se publiquen hasta que hayan sido aprobados por el autor del blog.